Consejos Para Tomar Buenas Fotos con tu Cámara Compacta – Parte 1

By | agosto 31, 2010
3869125628_da07dc089e

Tamarama Sunrise with Lumix LX3 28

No es necesario tener la mejor cámara del mundo para tomar excelentes fotografías, con una cámara compacta basta para hacer muy buenas tomas. Lo importante es conocer algunos pequeños trucos que te ayudarán a mejorar tu técnica fotográfica y sobre todo, mucha pero mucha práctica.

 

Conoce tu Cámara

Lo principal es conocer la herramienta que te ayudará a retratar las imágenes de tu interés. Así que te recomiendo dar una leída al manual de funcionamiento de tu cámara, al menos dale una ojeada, ya verás que te sorprenderás con las cosas que es capaz de hacer.

Graflex Speed Graphic Manual

 

Define tus Aspiraciones

Si realmente estás interesado en aprender fotografía, vas a tener que aprender algunos aspectos un poco técnicos y que quizá te puedan parecer un poco aburridos (apertura, velocidad de obturación, balance de blancos, etc.), pero son de importancia fundamental para llevar tus habilidades fotográficas al siguiente nivel. Si por el contrario solo deseas tomar buenas fotos pero no quieres ir paso más allá, ni invertir más tiempo, ni entrar en mayores complicaciones, te recomiendo que mantengas tu cámara compacta en el modo automático, y así ya no tendrás que preocuparte de los detalles técnicos, pero no podrás tener la flexibilidad que te permite tomar fotos de modo manual.

 

Aprende a Presionar el Disparador Hasta la Mitad

El disparador de la cámara tiene dos tiempos. Puedes presionarlo hasta la mitad para que la cámara enfoque la escena y luego terminar de presionar el botón hasta el fondo para que tome la foto.

Tienes que entender la importancia de aprender a presionar hasta la mitad el disparador, ya que esto te sirve para varios propósitos que van desde enfocar el sujeto de tu foto hasta calibrar la auto-exposición.

Si presionas muy rápido el disparador hasta el fondo, es muy probable que la foto te salga desenfocada o mal expuesta. Tómate tu tiempo para presionarlo hasta la mitad y ver que salga un indicador que te indique que ya puedes tomar la foto.

Practica recomponer la foto presionando a medias el disparador. Esto significa que puedes colocar el sujeto principal de tu fotografía en el medio de tu encuadre, presionar hasta la mitad el disparador, y sin soltar el botón, mover tu encuadre ligeramente a un lado para que tu sujeto principal quede a un lado de la foto, para luego terminar de presionar hasta el fondo el disparador. Esta técnica es de vital importancia, así que practícala lo más que puedas.

 

Working Girl

Same girl again

 

El Manejo Correcto de la Exposición

En términos sencillos, la exposición nos dice si una foto sale muy oscura o muy brillante, haciendo que se pierdan los detalles en las zonas extremas. Por ejemplo, se dice que una foto está sobre-expuesta si está muy brillosa y sub-expuesta si está muy oscura.

Las cámaras compactas tienen un sistema de auto-exposición que calcula los parámetros fotográficos para que la exposición sea la correcta. Hay varias opciones a escoger para que tu cámara haga el calculo correcto de exposición, por ejemplo, puede calcularlo en un punto central, en una zona central o en múltiples zonas (no olvides leer el manual de tu cámara para ver como configurarla). A esto le llaman modo de medición de luz, ya que es la forma en la que la cámara mide la luz para determinar la exposición adecuada.

Al presionar hasta el medio el disparador de la cámara, ésta calculará los parámetros fotográficos para la exposición adecuada dependiendo del modo de medición seleccionado. De este modo podrás escoger qué parte de tu cuadro quieres que salga correctamente expuesto, pudiendo sobre-exponer o subexponer algunas partes para dar un efecto artístico.

Tobacco Man Sunset

sunset portrait

Sandee

biomimicry

 

El manejo manual de la exposición depende de tres componentes fundamentales de la fotografía: La apertura, la velocidad de la obturación y el ISO. Pero este es un tema para otro post.

 

Cómo Usar el Enfoque 

El enfoque te permite mantener nítida una zona de tu cuadro fotográfico. El nivel de enfoque se mide en profundidad. Esto quiere decir que si tienes más de un elemento a la misma distancia de ti, basta con enfocar solo a uno para que todos salgan enfocados en la foto. Aunque esto es relativo ya que puedes hacer que todos los elementos de tu cuadro permanezcan enfocados al emplear una apertura muy pequeña.

Las cámaras tienen distintos modos de auto-enfoque. Pueden enfocar el punto central o pueden usar un enfoque múltiple. Al usar el enfoque múltiple, la cámara activará unos marcadores en la pantalla y mantendrá enfocadas esas zonas, que generalmente son las más cercanas. Si el enfoque es central, solo lo que coloques en la zona del medio de tu cuadro será enfocado.

Para enfocar un elemento en tu fotografía, solo tienes que presionar hasta la mitad el disparador hasta que se vea nítido.

En caso de tomar fotos en la noche, es necesario activar la lámpara de ayuda de auto-enfoque de tu cámara para que pueda enfocar correctamente. No olvides revisar el manual de tu cámara para ver cómo activar esa opción.

Puedes enfocar un objeto muy cercano y luego recomponer la foto para dar un efecto artístico desenfocado a los objetos lejanos.

out of focus

Manual Focus

 

Bueno, como este post ya se ha puesto algo extenso, he decidido ponerlo por partes. Así que si te ha servido este post y no te quieres perder la siguiente parte, no te olvides de seguir el twitter de webadicto.net o hacerte fan en Facebook para estar al tanto de las novedades en el blog.

No te olvides de practicar todo el tiempo que puedas, ya que como alguna vez dijo Henri Cartier-Bresson: “Tus primeras 10,000 fotos serán tus peores fotos”


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *